El pH, o potencial de hidrógeno, es una medida de acidez. Es una medida importante para poder determinar la calidad del agua. Una agua con un pH demasiado alto o bajo puede deteriorar el equipo, el estanque, los accesorios y perjudicar la salud de los bañistas. Por eso, es muy importante mantener el equilibrio del pH. Pero varios factores pueden desequilibrar el pH, y provocar efectos adversos.

¿Porque el pH de mi piscina está bajo?

Gracias a los tests colorimétricos, (tiras, comprimidos, líquido reactivo), se puede verificar si el pH de tu piscina está demasiado bajo : un pH bajo está por debajo de 7, sobre una escala de 0 à 14 : en este caso, el agua es ácida. El pH ideal para una piscina es entre 7,2 y 7,4. Es importante entender las causas de la variación del pH. Varios factores pueden provocar la baja del pH del agua de tu piscina :

  • la calidad del agua : en algunas zonas, el agua es calcárea, lo que puede provocar el desequilibrio del pH de tu piscina ;
  • las impurezas : los desechos orgánicos que llegan a tu piscina por el viento, la lluvia o por los bañistas pueden modificar el pH y acidificar el agua ;
  • los productos utilizados para el tratamiento de la piscina : algunos productos pueden variar el pH del agua.

¿Como aumentar el nivel de pH de la piscina?

Un pH que baja tiene que volver a estar equilibrado lo antes posible. En efecto, un pH demasiado bajo puede tener consecuencias negativas a varios niveles :
Primero, hace que el agua de la piscina pierda de su calidad. Se vuelve incómoda, irrita tu piel y tus ojos y puede dañar los trajes de baño. También puede dañar el material para piscina, porque el agua se vuelve corrosiva. El revestimiento y los accesorios pueden estar afectados, sobre todo el sistema de filtración. Además, el agua se convierte en un entorno propicio al fomento de las algas, lo que puede cambiar el color del agua y imposibilitar el baño. Un pH demasiado bajo también puede revertir el efecto de algunos productos.

¿Cuales son las soluciones?

Existen varias opciones : puedes añadir un producto adecuado : el pH + o bicarbonato de sodio. Este producto está disponible en granulados, polvo o líquido y permite equilibrar el valor del pH del agua. Una vez derramado en el agua, hay que esperar cuatro horas para que el producto se disuelve por completo.

Después, verifica nuevamente el nivel del pH para comprobar que este entre 7,2 y 7,4 : si no, hay que añadir bicarbonato de sodio. Aconsejamos esperar un día para volver a entrar al agua después de esto.

Otra opción es optar por un regulador automático de pH, que equilibra constantemente el pH del agua. No es necesaria ninguna acción. Necesita una cierta inversión -300€ por lo menos- pero permite prevenir muchos inconvenientes.

Conclusión

Si el agua de tu piscina tiende a ponerse ácida, hay que entender las causas para poder tomar medidas adecuadas. Es necesario encontrar los factores antes mencionados, que hacen que se ponga así.

¿Cuál es la legitimidad de Swimmy para darte estos consejos?

Swimmy, la primera plataforma de alquiler de piscinas entre particulares colabora con especialistas para poder proporcionar consejos acerca de las piscinas. 

Con Swimmy, puedes rentabilizar los gastos de tu piscina y ganar hasta 6000€ por temporada. Aquí puedes hacer una estimación de lo que ganarás alquilando tu piscina con Swimmy.

También te puede interesar :

What's your reaction?
Show CommentsClose Comments

Leave a comment