Cuidar su piscina

¡Cómo limpiar las manchas de una piscina y del liner en 4 etapas!

Un liner limpio permite mantener el agua limpia y alargar la vida útil de tu piscina dándole al mismo tiempo un buen aspecto. Para tener una piscina en las mejores condiciones, es esencial cuidar el liner. Swimmy, en contacto permanente con profesionales del sector, te explica como limpiar las manchas de tu piscina y del liner. 

 limpiar las manchas de una piscina y del liner

¿Has visto la aparición de algunas manchas recientes en tu piscina? ¡Es momento de ocuparse de ellas! Cristales de sodio, gomas mágicas, piedra de arcilla blanca, robot de piscina… para limpiar el liner de una piscina sin productos químicos hay varias soluciones.

Pero antes de comenzar, debemos identificar el origen de estas manchas que ensucian tu piscina.

Origen de las manchas de piscina

En general existen dos grandes posibilidades:

  • Las manchas de tipo “metálico” que vienen de la corrosión de las tuberías, pero también de los elementos de la piscina como rampas o escaleras de acceso.
  • Las manchas de tipo “biológico” u “orgánico” son originadas por restos orgánicos que, al descomponerse, dejan manchas poco agradables. 

Para guiaros de la mejor manera, vamos a enseñarte a identificar el origen de las manchas que pueden aparecer en tu piscina, en función de su color, e indicaros cómo actuar de la forma más eficaz posible para hacerlas desaparecer.

¡Swimmy, la primera plataforma para ganar dinero con tu piscina!

¿Cómo identificar fácilmente el tipo de manchas?

  • Manchas de tipo orgánico: Vierte un poco de cloro sobre la mancha y verifica si éste actúa. Si la mancha se decolora, se trataba efectivamente de una mancha orgánica y podrás rápidamente deshacerte de la mancha.
  • Manchas de tipo metálico: No es necesario efectuar el mismo test con cloro que con las manchas orgánicas, ya que los metales no reaccionan a éste compuesto químico. Nuestro consejo en este caso es efectuar un test con ayuda de vitamina C o ácido ascórbico. Si observas que la mancha disminuye, se ha provocado por una corrosión del metal.

¡Toma nota del aspecto y el color de las manchas para actuar de forma adecuada!

Mancha verdosa oscura:

En general, este color significa que la mancha es debida a la descomposición de material orgánico como hojas o restos vegetales.

Mancha azul verdosa ennegrecida:

En este caso se puede tratar de bayas o hojas caídas en el agua o en los bordes de la piscina. Sino hay ningún árbol cerca, es posible que sea el cobre la causa de este tipo de manchas.

Verifica las tuberías en busca de puntos de corrosión que puedan provocar la formación de estas manchas.

Por último, no olvides que la propia agua puede contener cobre, sobre todo si proviene de un pozo perforado en tierra directamente.

Mancha azulada con trazas rojizas: 

Suelen ser pequeños frutos, tipo bayas, las que provocan esta coloración. Busca en los arboles que rodean la piscina si hay este tipo de frutos en sus ramas.

Mancha verdosa con trazas de rojo oscuro:

Significa que hay hierro en el agua. Comprueba con un test la cantidad de hierro, sobre todo si el agua viene de un pozo.

Es aconsejable verificar también si en los bordes de la piscina no hay vallas o herramientas de metal que puedan provocar esta coloración.

Es posible también que una barandilla o rampa metálica, tras un temporal, pueda provocar que trazos de óxido caigan directamente al agua.

Mancha ennegrecida con eventuales trazos violetas: 

Generalmente el manganeso provoca este tipo de coloración. El agua que circula en las cañerías públicas no suele contener este metal, aunque no siempre es así. Un alto nivel de manganeso puede ser la causa de este tipo de manchas.

¿Cómo limpiar eficazmente los diferentes tipos de manchas en la piscina?

1. Analiza el agua de tu piscina

En primer lugar, verifica la calidad del agua utilizando un test para comprobar si la alcalinidad del agua se sitúa entre 100 y 50 partes por millón. Además, mide el pH del agua para asegurarte de que se sitúa entre 7,4 y 7,6.

Si las manchas son de origen metálico, hay que comprobar también qué tipo de metal origina la coloración. Encontraras fácilmente en tiendas diferentes kits de test. 

Puedes también recoger una pequeña muestra del agua de la piscina y llevarla a un centro especializado que dispondrá de todo lo necesario para analizarla.

2. Escoge un producto adaptado

Para las manchas de origen orgánico, los mejores productos para limpiar el liner son las gomas mágicas y las piedras de arcilla blanca. Las primeras se utilizan frotando ligeramente la superficie del liner, las segundas se presentan en forma de polvo pastoso para aplicar con una esponja o un trapo húmedo. 

Si las manchas son de origen metálico, un “Stop Metal”, que puedes encontrar en cualquier comercio, será la solución perfecta.

3. ¡Empieza a frotar!

No hay un gran secreto en este paso, ¡lo único que hay que hacer es frotar con ganas! ¡Utiliza un cepillo, un trapo o una piedra mágica húmeda!

4. Tratamiento de choque

Como habrás podido adivinar, si las manchas orgánicas se han desarrollado libremente en tu piscina, significa que no hay cloro suficiente para eliminar los micro organismos. ¡Combátelos rápidamente! (Haz clic aquí para aprender a hacer un tratamiento de choque eficaz y rápido).

Como preservar un liner limpio el máximo tiempo posible.

El liner sirve para conservar la estanquidad, pero también tiene una función estética, ya que le da a la piscina un “color agradable”. Cuidar el liner servirá por tanto para prolongar la vida útil de la piscina el mayor tiempo posible (entre 10 y 15 años) pero también para tener una piscina bonita, con agua clara y que dé ganas de bañarse.

Adopta unos buenos hábitos

  • Limpia el liner regularmente y sobre todo antes de la hibernación y tras ella de la piscina.
  • Protege el agua de hojas y cualquier elemento que pueda caer en ella con una persiana o protector (por la noche y cuando no la utilices).
  • Si el agua de tu zona es calcaría, trátala regularmente con un producto anti cal
  • Mantén el pH equilibrado para evitar la proliferación de algas y bacterias.
  • Sigue atentamente las instrucciones de las dosis de los productos para tratar el agua (cloro, sal, bromo, oxígeno activo, etc.)
  • Vigila la temperatura del agua. Si ésta es muy elevada (por encima de los 28 grados), la cal se forma mas rápidamente. Si tienes una piscina climatizada o un spa, es importante limpiar regularmente el liner.
  • Evita el baño justo después de haberte puesto crema solar.
  • Dúchate antes de meterte en el agua.

Trata bien el liner

El liner es muy frágil. Para limpiarlo cuidadosamente utiliza esponjas de microfibra, trapos suaves o guantes especiales para liner. Frota delicadamente para no rayarlo y de forma circular para limpiarlo correctamente sin dañarlo.

¿Tu liner está ahora limpio? ¡Ahora tu piscina esta lista para los bañistas!

Si a pesar de tus esfuerzos y nuestros consejos las manchas persisten, te aconsejamos contactar con un profesional que podrá recomendarte una solución específica. Si no hay ninguna alternativa ni tratamiento que se pueda aplicar, será el momento de cambiar el liner.